Banner

Objetivo 3: Impacto de la UNAB

3 - Salud y bienestar

GARANTIZAR UNA VIDA SALUDABLE Y PROMOVER EL BIENESTAR PARA TODOS EN TODAS LAS EDADES.


Reducir la tasa mundial de mortalidad materna a menos de 70 por cada 100.000 nacidos vivos.


Poner fin a las muertes evitables de recién nacidos y de niños menores de 5 años.


Poner fin a las epidemias del SIDA, la tuberculosis, la malaria y las enfermedades tropicales desatendidas y combatir la hepatitis, las enfermedades transmitidas por el agua y otras enfermedades transmisibles.


Reducir la mortalidad prematura por enfermedades no transmisibles mediante la prevención y el tratamiento y promover la salud mental y el bienestar.

  • 70 estudiantes consientes de la realidad que viven las mujeres con cáncer de mamas y cómo mejorar su calidad de vida (MIRAme siempre + bella, 2016).
  • 500 personas beneficiadas con plantas herbáceas sustentables que promueven la armonía emocional y de salud (Huertos de autoayuda, 2013).
  • 20.000 personas tratadas por psicólogos tras experimentar catástrofes naturales (ONG psicólogos voluntarios de Chile, 2013).
  • Niños y jóvenes con discapacidades motoras e intelectuales favorecidos con integración social mediante el arte (Pichiche newen, 2012).
  • 50 niños y jóvenes con autismo beneficiados con la inclusión, creación y participación social a través de la música (Creando integración, 2012).
  • 135 escolares tienen posibilidad de aprender y conocer en el medio acuático (Aprende a Nadar, 2015).
  • 463 prestaciones dentales gratuitas (Apadrinamiento Odontológico de comunidades en riesgo social, 2015).

Fortalecer la prevención y el tratamiento del abuso de sustancias adictivas.


Reducir a la mitad el número de muertes y lesiones causadas por accidentes de tráfico en el mundo.


Garantizar el acceso universal a los servicios de salud sexual y reproductiva, incluidos los de planificación de la familia, información y educación.


Lograr la cobertura sanitaria universal, en particular la protección contra los riesgos financieros, el acceso a servicios de salud esenciales de calidad y el acceso a medicamentos y vacunas seguros, eficaces, asequibles y de calidad para todos.


Reducir el número de muertes y enfermedades producidas por productos químicos peligrosos y la contaminación del aire, el agua y el suelo.


Fortalecer la aplicación del Convenio Marco de la Organización Mundial de la Salud para el Control del Tabaco en todos los países, según proceda.


Apoyar las actividades de investigación y desarrollo de vacunas y medicamentos para las enfermedades transmisibles y no transmisibles que afectan primordialmente a los países en desarrollo y facilitar el acceso a medicamentos.


Aumentar sustancialmente la financiación de la salud y la contratación, el desarrollo, la capacitación y la retención del personal sanitario en los países en desarrollo.


Reforzar la capacidad de todos los países en materia de alerta temprana, reducción de riesgos y gestión de los riesgos para la salud nacional y mundial.

  • 820 pre-escolares en riesgo social beneficiados con tratamientos de prevención de patologías orales (Sembrando sonrisas, 2016).